Agro

El desmonte pone en riesgo la producción de alimentos en el Chaco Semiárido

Los desmontes tienen diversas consecuencias negativas sobre los ecosistemas. Una de ellas es la salinización de los suelos, un proceso que ocurre por el cambio en la dinámica del agua y que puede poner en riesgo la capacidad de grandes áreas para producir cultivos. Un estudio de la Facultad de Agronomía de la UBA (FAUBA) analizó el problema en el Chaco Semiárido y mostró que las áreas desmontadas se salinizan a más velocidad que las de monte intacto, y resaltó que para retrasar el colapso de los ecosistemas de la región es necesario que exista al menos un 30% de bosque distribuido en las superficie desmontadas.

“La salinización es un aumento de las sales solubles en la superficie del suelo, lo que hace que pierdan su capacidad para producir alimentos, ya que en estas condiciones muchas plantas no pueden absorber el agua del suelo. Una vez que ocurre, es muy difícil y costoso revertir la salinización. Este proceso es muy frecuente en casi todas las planicies semiáridas del mundo, incluyendo el Chaco Semiárido en la Argentina”, explicó Laura Amdan, recientemente doctorada en la Escuela para Graduados de la FAUBA.

 

Seguí leyendo en: Todo Agro

Mostrar Más

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior