Provinciales

Córdoba: fabrican el primer champú sólido de quinoa

Los emprendedores o negocios que quieran adquirirlo, podrán hacer su pedido a los creadores.

En diálogo con Radio Villa María, Gisela Cari, una de sus creadoras, sostuvo:

Tiene ciertas características que benefician al fortalecimiento de la fibra capilar”.

El proyecto se denomina “Homahua”. Comenzó en 2017, Gisela Cari, una jujeña estudiante de abogacía en Córdoba, conocía la actividad de los productores de quinoa en Humahuaca y tuvo la idea de elaborar barritas de cereales en base a este pseudocereal de alto porcentaje proteico. Así nació “Homahua”, término surgido como un juego de palabras mientras Cari pensaba en los productores norteños. Se unió con Martín Malicho (estudiante) y Estanislao Díaz (chef), y se lanzaron a vender las barritas de quinoa en ferias y dietéticas.

Con el tiempo, los jóvenes dieron de baja este negocio. Sin embargo, decidieron seguir trabajando con la quinoa. Cari viajó a Jujuy para interiorizarse sobre la saponina, cáscara que recubre el grano de la quinoa y es quitada por los productores después de la cosecha, por lo cual queda como residuo. Trajo 16 kilos de saponina y, junto a técnicas en química de la Universidad Nacional de Córdoba, la analizaron.

Tras varias pruebas con diferentes porcentajes de saponina en los ingredientes utilizados, dieron con la fórmula correcta para que el champú y el acondicionador se endurecieran. De inmediato, los tres jóvenes empezaron a fabricarlos, en Octubre de 2019.

En relación al producto, se realizan champú de tres estilos diferentes: de lavanda para cabello normal, de menta para el cabello graso y de jazmín que es un aceite liviano para los cabellos dañados.

Desde aquel octubre de 2019 hasta abril de 2020 elaboraron 300 champús mensuales. A partir de mayo último aumentaron la producción a 500 por mes. Pero en agosto volvieron a tres centenares porque no conseguían saponina ni tensioactivo SCI.

Además, este año los emprendedores comenzaron a distribuir los productos Wara en el interior provincial (más precisamente en Marcos Juárez, Pilar y Río Tercero) y en las provincias de Buenos Aires, La Pampa, Tucumán y Jujuy. En carpeta figura Mendoza. Y hay consultas desde Uruguay y Chile.

Uno de los principales beneficios del formato sólido del champú y el acondicionador es que favorece al medio ambiente, ya que evita la proliferación de envases plásticos

 

 

 

 

Mostrar Más

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior